Mensaje de un Educador a sus Alumnos de Término de Secundaria

Escrito por Ing. José Cueli en Filosofía Educativa

grad2Mis queridos alumnos y alumnas:

Si algo va a entrar en juego en lo que falta de este último año como alumnos de Secundaria, es el pensar muy en serio la forma cómo van a enfrentar la vida más allá del Colegio. Para hacerlo con éxito necesitan de un Valor que se llama RESPONSABILIDAD.

La palabra RESPONSABILIDAD procede de la voz latina “respondere” (responder). Está relacionada con términos como: corresponder, correspondencia, corresponsable.

Ser responsable significa, pues:

1. Responder al valor de la vida a la que hemos sido llamados; y
2. Responder de las consecuencias de las respuestas que demos en esa vida.

Ser responsables es lo que hace posible nuestro auténtico desarrollo personal. El que quiera ser responsable tiene que tomar distancia frente a lo que le viene impuesto del exterior: modas, prejuicios, opinión pública sin fundamentos o deformada…y esforzarse por descubrir los distintos principios que rigen la vida, ordenándolos según el rango verdadero que ostentan; es decir, poniendo primero lo primero.

Es de esta manera que uno gana independencia frente a las coacciones externas, al tiempo que se vincula, de forma lúcida y libre, a los valores que van a dirigir su proyecto de vida. Esa vinculación constituye un modo de “ob-ligación” (decisión de obligarse), que no anula la libertad de la persona, sino por el contrario, la hace verdaderamente posible.

El ser humano empieza a ser libre cuando no se somete a ningún tipo de manipulación: la externa, por la influencia social; y la interna, fruto de los deseos latentes interiores. Puede entonces elegir en cada momento de su vida, no por las apetencias inmediatas sino por las exigencias de la meta que él o ella ha decidido en “un día claro”, y que debe orientarle en el camino.

Esta libertad dirigida a lograr lo que uno realmente quiere y tiene que ser, implica un carácter “creativo” para poder responder a las circunstancias que les va a presentar ahora la vida, y que está a “años-luz” de distancia de la sola libertad de actuar como a uno le dé la gana.

La responsabilidad presenta siempre una condición relacional y en ella entran en juego valores que deben ser asumidos de forma positiva ante nosotros mismos, los demás y ante Dios.

Contrario a cierta corriente social imperante, tenemos que descubrir que ser libres y aceptar normas no se oponen, sino que se complementan y enriquecen mutuamente cuando las normas son racionales, porque nos permiten desarrollar nuestra personalidad y realizar el ideal de nuestra vida.

Si nos entregamos a realidades superficiales que nos disipan y dispersan, nunca podremos ejercer una responsabilidad, y nos alejaremos poco a poco de la perspectiva que nos libera del apego a las satisfacciones inmediatas, impidiéndonos elegir lo que ahora, en el umbral de esta nueva etapa que se inicia, hemos decidido en el corazón con ilusión y transparencia.

Finalmente, quiero puntualizar que ser responsable es tomar la rienda de nuestras vidas en nuestras manos, y responder a la puesta en marcha de la misma, de su sentido, con sus logros y sus fallos.

¡Que nunca pierdan este valor llamado responsabilidad!” ¡Que no se despeguen ni desvinculen de él! Podría resultar suicida.

En conclusión: ¡Ojo ante las luces que nos deslumbran de este nuevo milenio, al que Uds. ya pertenecen. Debemos responder a cada estímulo de forma adecuada  a nuestro ser humano, creado por Dios, distinto de los animales, “programados” por la especie para la supervivencia.

Dejaremos de ser responsables si actuamos irreflexivamente, precipitadamente, a impulsos de las ganancias inmediatas.

Ser responsables será ser hombres y mujeres de vida interior, lo que equivale a decir juiciosos, reflexivos, ponderados, no precipitados ni en el pensar ni en el actuar.

¡Aprovechen al máximo lo que queda de su último año escolar; que sea un año lleno de sentido y un punto de referencia para su futuro! ¡Que les deje un “buen sabor”, y las ganas de realizar de verdad sus mejores sueños y la riqueza de tanta vida compartida!

10
mar/10
3

3 Respuestas en “ Mensaje de un Educador a sus Alumnos de Término de Secundaria”

Patricia Delgado de Báez
mar 15, 2010
10:07 am

Este artículo me parece excelente. Ojalá nuestros hijos pudieran internalizar el significado de la palabra RESPONSABILIDAD. Mientras tanto, a nosotros como padres no nos queda más que predicar con nuestra vida, sembrar sin cansarnos, que al final cosecharemos los frutos!!

Mayra Lachapel
mar 18, 2010
6:03 am

Es responsabilidad de todos y todas de asumir nuestro rol en la sociedad la educación no es solo responsabilidad de los maestros/as, alumnos/as, directivos y administrativos, sino que los padres y madres deben desempeñar el papel que le corresponde, sin ustedes padres, madres se hace imposible el lograr una educación de calidad, es por esto que deben supervisar, ayudar, guiar a sus hijos e hijas por el buen camino y ahora que estos tienen un reto mayor como lo es los estudios superiores o universitarios, no debemos dejar nuestros hijos e hijas solos por ese camino, aunque estos sean mayores no debemos cansarnos, porque es tiempo en donde empiezan a aparecer problemas mayores.

Padres, madres la educación es RESPONSABILIDAD de todos y todas y ustedes alumnos y alumnas vamos a cumplir con nuestros deberes sin olvidar nuestros derechos, no miren hacia atras el exito le espera.

ROSA OLIVIA SANCHEZ
jul 9, 2010
11:34 am

Ojalá nuestros hijos e hijas de hoy aprendan a conocer el significado de la palabra RESPONSABILIDAD para que los hombres y mujeres del mañana cosechen esa siembra.
Hoy nuestra sociedad esta podrida por el factor RESPONSABILIDAD, tenemos en nuestras aulas a niños y niñas cuyo padres carecen de ese factor, que nosotros como educadores lo notamos cuando llegan al aula con la tareas sin hacer, cuando se le asigna un trabajo de investigación y no lo presentan o lo que es peor te llevan dos líneas, o se lo hace el amiguito(a). Luego cuando el padre va a recoger las calificaciones no se siente conforme y pide una certificación para un cambio de escuela o colegio. Entonces el padre no conoce lo que es la RESPONSABILIDAD y está enseñando al niño o niña a ser un ente irresponsable.
Nuestras escuelas y colegios están llenos de padres,madres que no concen el sentido de la RESPONSABILIDAD, que creen que la enseñanza y aprendizaje de sus hijos es obligación del maestro y directivos de los centros educativos, pienso que con quien debemos trabajar es con los padres y madres, que el maestro debe tener más comunicación con ellos para fomentar en ellos algunos valores que se hacen necesarios para que ellos los implementen en sus hijos e hijas.

Escriba aquí sus comentarios

Nos reservamos el derecho de publicar y/o editar los comentarios recibidos.

© F@roMundi 2009. Todos los derechos reservados.
Desarrollado por iNTERMADE Web Creations